El Real Madrid Castilla vence por 3-1 al Socuéllamos con una brillante actuación de Odegaard y Mariano.

El Real Madrid Castilla disputaba contra el Socuéllamos la décima jornada de liga con bajas como la de Borja Mayoral y Llorente que se encontraban  con el primer equipo. Zidane recuperaba a León que vería el partido desde el banquillo.

El Estadio Alfredo Di Stéfano  más lleno de lo habitual – 2740 personas-, a pesar de jugar el primer equipo unas horas antes. Aproximadamente 400-500 personas eran del equipo visitante. Además, Burgui, el ex Castillista estaba en la grada viendo a sus ex compañeros.

El conjunto blanco comenzaba el partido muy enchufado arriba con Mariano y Odeegard, teniendo grandes ocasiones de gol. El filial blanco tenía controlado el partido y el Socuéllamos era solo capaz de acercarse tímidamente a la portería de Carlos Abad, pero sin peligro.

En la segunda mitad llegarían los goles. Los mirlos de Zidane solo tardaron 10 minutos para adelantarse en el marcador. Mariano se daba media vuelta al borde del área y marcaba un autentico golazo imposible para Javi López. El Socuéllamos a partir del gol se vino arriba y tan solo tardo cinco minutos para empatar el partido.

El gol del Socuéllamos vino de un gran error de Enzo, estaba tan preocupado de colocar a sus compañeros en el córner que perdió su marca y Diego Rivas no perdonó.

El conjunto blanco buscaba el gol de la victoria mientras que el Socuéllamos se conformaba con el empate. Y, apareció el de siempre, Mariano. Tras el centro de Enzo Zidane mandaba de un cabezazo el balón a la escuadra de Javi López. Pero, Mariano no se conformaba y quería más y en menos de dos minutos conseguía el  hat-trick.

Mariano sentenciaba el partido y el público se lo agradecía al grito de “MARIANO MARIANO”. El Real Madrid Castilla consigue una nueva victoria y la próxima jornada se enfrentara al Getafe B.

 

 

Share

Sobre El Autor