El Real Madrid Castilla empata (1-1) contra el Talavera y tendrá que esperar una semana más para poder ser lideres. 

Mariano Díaz, el hombre gol del Real Madrid Castilla, empezaba el partido desde el banquillo. El conjunto blanco dominaba el partido en el centro del campo, llegando en ocasiones con peligro a la portería de Bernabé, como en el minuto 28 en el que Cedrés mandaba al larguero el balón. Por su parte, el Talavera esperaba atrás con las líneas muy juntas.

En la grada, se empezaban a ver los primeros bostezos y los primeros gritos: “Zidane saca a Mariano”. El Castilla creaba juego, pero pocas ocasiones.

La segunda parte, el filial blanco salia medio dormido y el Talavera comenzaba a acercarse tímidamente a la portería de Carlos Abad. Lo que nadie se esperaba ocurrió en el minuto 21 de la segunda parte. En una jugada aislada marcaba David Agudo. La afición confiaba en Mariano, ya en el terreno de juego.

Mariano se echó el equipo a la espalda, como un autentico líder, como un autentico capitán. El reloj corría en contra del conjunto blanco. Las ocasiones llegaban, la afición creía en la remontada y en el minuto 85 llegaba el gol para soñar, Llorente ponía el empate en el marcador. Tan solo un minuto después, Mariano tuvo la victoria en sus botas, pegando un disparo desde fuera del área que daba en el larguero.

Finalmente,después de un final de infarto,  empate a 1-1. El Castilla tendrá que esperar una semana más para poder ser líder.

 

Share