Clara victoria de los de Solari, que solo se vio empañada por los 2 errores de Luca. Goleada por 4-2 y vuelta a la victoria de los blancos a costa del colista, que cuenta las jornadas para ver como se hace real el descenso de manera matemática.

Llegaba el colista al Di Stéfano, y con ello una buena oportunidad para volver a la senda de la victoria y los goles, pues son 270 los minutos que lleva el conjunto de Solari sin anotar. El Castilla se presentaba en esta jornada 33 del campeonato liguero después de empatar a domicilio con el Rápido de Bouzas, mientras que el Cerceda lo hacía tras un empate en casa contra Racing de Ferrol. La novedad en la convocatoria la formaban los juveniles Pedro y César Gelabert, que al no optar al campeonato doméstico con el conjunto de Guti, Solari creyó conveniente darles esta nueva oportunidad.

Como ya es de costumbre en los partidos del primer filial blanco, la posesión y las jugadas de peligro corrían de su parte. A diferencia de otros días, aun con una defensa cerrada como suele ser habitual, al Castilla le costaba menos generar ocasiones y parecía cuestión de minutos que el primer gol llegara y rompiera con esa terrible racha de no ver puerta. Con un gran Franchu por banda, desequilibrante como siempre, y un Fidalgo asumiendo la batuta del equipo, a falta de Óscar, el marcador no tardó mucho más en abrirse.

“Espectacular jugada de Franchu para que Cristo abriera el marcador”

Corría el minuto 34, cuando Franchu recibió el esférico abierto en banda, y tras marcharse de dos se la cedió a Crsito, que esperaba en el punto de penalti, para que después de un primer control la cruzara a la derecha de la portería haciendo imposible la estirada de Magunazelaia. Se acababa así con la pólvora mojada del Castilla, aunque si que es cierto y se pudo comprobar en acciones posteriores, que el conjunto de Solari tiene últimamente un grave problema con el gol. Con este marcador favorable para los blancos se llegaría al final de los primeros 45 minutos.

realmadrid.com

La segunda mitad comenzó con un Castilla que salió a golear para acabar cuanto antes el partido y evitar sustos mayores, y así fue. No habían pasado los dos primeros minutos desde la reanudación cuando Quezada, tras un centro lateral despejado, cruzó de volea con el interior para ampliar la ventaja en el marcador. El conjunto de Solari no desistiría en buscar la meta rival, y no tardó mucho más en llegar el tercero.

“Franchu comenzaría su festival”

Apenas 5 minutos después del gol de Quezada, llegaría la primera obra de arte de Franchu, que después de recibir un balón de espaldas en la frontal, se giraría y soltaría un latigazo al palo largo de la portería gallega, inalcanzable para el portero. Justo premio para el argentino del Castilla que no pararía de intentarlo hasta ser sustituido por Solari en el 88.

“Locura de 5 minutos con 2 fallos de Luca”

Cuando parecía que el conjunto madrileño encarrilaba el encuentro, llegaría el primer error garrafal del portero blanco. Un tiro lateral sin mucho peligro de Kike Pérez, comenzaría con el festival de errores del meta francés, que al intentar blocar, se le acabaría escapando entre sus manos convirtiendo así el primero de los visitantes en el minuto 61. Dos minutos después llegaría el cuarto para los blancos tras otra magnífica jugada del 7 del Castilla. Franchu se marcharía de 3, y tras quedarse solo frente a Magunazelaia no fallaría convirtiendo así su segundo en su cuenta particular. Y para terminar de acabar con la locura de estos minutos, Luca volvería a fallar. El portero, conocedor de su buen juego de pies, no quiso despejar un balón por banda, y terminaría por complicarse perdiéndola frente a Kike Pérez, que convertiría el segundo para los gallegos y de su cuenta particular, mandándola a la red desde el lateral del terreno de juego y poniendo así el 4-2 en el luminoso.

realmadrid.com

El marcador no se movería más, finalizando con un 4-2 favorable para los de Solari, que vuelven a sumar de 3 en 3 a costa del Cerceda. Con esta victoria la permanencia parece segura de una vez por todas y tocará disfrutar, como venimos haciendo, de los últimos encuentros del campeonato liguero. Por su parte, el Cerceda cuenta las jornadas para ver como el descenso matemático se hace real.

Share