Penúltima jornada de la Liga Endesa y el Madrid vuelve a conseguir una victoria que le coloca con 28 victorias y 5 derrotas, mismo balance que el FC Barcelona, 1º de la competición. De esta manera, se jugarán en la última jornada de liga el liderato donde está implicado también el Valencia, con una victoria menos. Por su parte, el equipo de Perasovic, y que acababa de jugar la Final Four, será cuarto sí o sí, pase lo que pase la semana que viene, aunque será clave en el devenir del descenso.

El partido en sí tampoco tuvo mucho que contar. El Laboral Kutxa llegaba después de perder en Berlín en la Final Four, y no mostró ser ese equipo agresivo y con tanta garra que venía demostrando todo el curso, algo comprensible. El Madrid por su parte, se dedicó a hacer su partido y a no dejarse intimidar ante los arrebatos vitorianos. El Baskonia salió más enchufado al partido, pero rápidamente el Madrid dio la vuelta a la situación y al final del primer cuarto ya mandaban por 29-19. Durante los dos cuartos centrales, esa distancia no hacía más que aumentar progresivamente. El último cuarto empezó con un parcial de 0-7 de los visitantes que rompían la barrera de los 10 puntos, pero Ayón con 5 puntos consecutivos puso fin al intento de rebelión, que continuaron durante todo el último periodo. Los mejores del partido fueron Gustavo Ayón (21 puntos) y Sergio Llull (24).

Claves del partido

  • Cansancio: El Real Madrid llegaba a la cita con una semana de descanso a sus espaldas, algo nada habitual para los blancos. Sin embargo, el conjunto vasco venía de haber jugado tres partidos en los últimos 7 días.
  • Sin nada en juego: A falta de una jornada para el final de la fase regular, el equipo de Vitoria no se jugaba absolutamente nada. Iba a ser 4 hiciera lo que hiciera los dos últimos partidos. Por su parte, el Madrid todavía puede acabar 1º, 2º o 3º.
  • Sin tensión: En los partidos entre estos dos equipos durante toda la temporada han saltado chispas, pero por lo expuesto con anterioridad, ambos -sobre todo el Baskonia- han preferido jugar a menos revoluciones que de costumbre para evitar disgustos ante lo que se avecina.
  • Bourousis ausente: El que fuera pívot del Real Madrid hasta la temporada pasada, y uno de los mejores jugadores del presente curso de la ACB, pasó desapercibido por la que fue su casa. Ayón se lo comió cuando coincidieron juntos.
  • Último arreón: A pesar de irse 16 abajo a los diez minutos finales, los de Perasovic sacaron amor propio por primera vez en todo el partido y buscaron la victoria como no habían hecho durante todo el encuentro.
  • Regularidad vs rachas: El equipo de Laso fue bastante más constante durante todo el partido, y mantenían un juego constante. Los visitantes por su parte combinaban algún que otro buen minuto con momentos de desconexión total.
  • Problemas electrónicos: El marcador del Barclaycard Center empezó a dar problemas al poco de empezar el tercer cuarto, que obligó a parar el partido durante más de diez minutos. Además, después del parón no consiguieron solucionar el problema.

 

 

n por problemas electrónico. 64-43. El Madrid escapándose más aún. parcial 0-7

Share

Sobre El Autor